Noticias


En el este de Canadá, productores obligados a tirar leche

En el este de Canadá, productores obligados a tirar leche

Los establecimientos productores de leche de vaca establecidos en el este de Canadá, especialmente en la zona de Halifax, en Nueva Escocia, están obligados por la falta de mercado a tirar parte de su producción lechera.Según publicó el portal Halifax Today, en una nota firmada por Victoria Walton, se indicó que la demanda de lácteos en el mercado ha disminuido desde que comenzó la pandemia en marzo. Para Canadá, esto significó una reducción del 3% en las cuotas de leche en abril.

«El mercado ha cambiado enormemente», dice Gerrit Damsteegt, un productor de lácteos en Shubenacadie, y presidente de la Junta de la Asociación de Granjeros de Lechería de Nueva Escocia. Damsteegt, como los tamberos de la zona, no están acostumbrados a este tipo de cambios, ya que siempre existe una autoregulación entre la oferta y la demanda. » Normalmente, controlamos el mercado muy de cerca y producimos tanto como el mercado necesita «. Pero cuando golpeó COVID-19, creó un agujero en el mercado que nadie podría haber anticipado.

“Los restaurantes cerraron, los hoteles cerraron, muchos de nuestros productos se venden a través de eso. Las tiendas de alimentos todavía están abiertas, pero la gente no va y compra con tanta frecuencia, por lo que toda la demanda de leche se redujo rápidamente y eso es algo que nadie vio venir ”, expresó Damsteegt.

Debido a que las vacas todavía tienen que ser ordeñadas, los productores informaron que tienen que deshacerse de su exceso de producción. “Como productores de lácteos, no nos gusta tirar esta leche. Pero sí sabemos que es un producto perecedero, este necesita ser procesado y consumido ”, aseguró.

El dirigente tambero afirmó que muchos ganaderos de la zona se contactaron a los bancos de alimentos y organizaciones benéficas, como Feed Nova Scotia, para donar el exceso de leche cruda, pero el suministro realmente es demasiado para usar antes de que esta venza.

» Ciertamente (nosotros) hacemos todo lo que podemos hacer, pero la diferencia entre la demanda y la oferta es tan grande que no tuvimos otra opción», agrega Damsteegt.

Pero en términos de impacto económico, el costo será compartido por todos los agricultores afectados, gracias al mismo sistema de gestión de la oferta.

Damsteegt manifestó: “todos los canadienses están sufriendo, entonces sí, nosotros también estamos sufriendo. Vamos a trabajar a través de esto. Debido a nuestro sistema de gestión de suministros, la pérdida se comparte entre todos nosotros. Tal vez necesitemos reducir aún más y tendremos que reducir la producción».

La industria láctea nunca ha pasado por algo como esto antes, y Damsteegt aseguró que la pandemia no solo está afectando financieramente a los productores. «Cuando tienes que pasar por todo el trabajo, haces todo y luego tiras la leche, eso es muy difícil de manejar mentalmente», explicó.

Buenos Aires, 12 de abril de 2020

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2020 Todos los derechos reservados