Noticias


Argentina se destacó entre los principales países productores de leche en el arranque del 2021

Argentina se destacó entre los principales países productores de leche en el arranque del 2021

Argentina presentó un crecimiento del 4,5% interanual en su producción de leche de vaca durante el período enero-abril de 2021.

Se ubica detrás del alza de un 6,5% que presentó Uruguay, y del 5,4% que exhibió Nueva Zelanda, de acuerdo a la información publicada por el portal italiano CLAL y mencionado en estudios del Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA).

Aquí el listado completo de los países que representan el 60% de la producción mundial de leche de vaca, donde se constató un aumento de la producción del 0,81%, para enero-abril 2021 respecto igual período del año anterior.

La Unión Europea, que presenta una caída del 0,7% (que se viene reduciendo mes a mes) y la suba de 1,6% de Estados Unidos, producto de su alta representatividad en la producción de este conjunto de países, impactan para este bajo nivel de crecimiento a pesar que la mayoría del resto de países crece y en algunos casos a tasas importantes.

Las previsiones de los principales referentes sectoriales a nivel mundial, plantean un crecimiento leve para la producción mundial de leche en 2021:

“Rabobank pronostica que el crecimiento de la oferta de leche para los 7 grandes se expandirá solo un 1% interanual hasta el segundo semestre de 2022. Esto está por debajo del pronóstico anterior y la tasa de crecimiento histórica a largo plazo”, según se indicó en el informe de la entidad bancaria correspondiente al segundo trimestre del presente año.

También la Junta de Desarrollo de la Agricultura y la Horticultura de Gran Bretaña (AHDB, según sus siglas en inglés), indicó que “en total, se espera que los suministros aumenten algo más del 1% en 2021, en comparación con el crecimiento del 1,4% registrado en 2020 “.

Informes del Banco de Nueva Zelanda indicó además que «la Comisión Europea y el Departamento de Agricultura de Estados Unidos esperan un crecimiento relativamente modesto durante 2021 del 1% y 2%, respectivamente, por razones similares a las de Nueva Zelanda provenientes de presiones ambientales, la competencia por la tierra y el agua y las limitaciones de capital y mano de obra”.

Producción de Leche en Brasil, según informe Rabobank

La producción de leche en Brasil creció un 1,8% en el primer trimestre de 2021 en comparación con el mismo período del año pasado, según datos del IBGE.

El precio pagado al productor se mantuvo en niveles altos en los primeros meses del año, alcanzando un promedio de 2 reales por litro en los primeros cinco meses de 2021, un aumento del 44% en comparación con el valor del mismo período en 2020.

A pesar del aumento de precios, los altos costos han limitado la rentabilidad del productor de leche brasileño. El escenario de clima seco en las principales cuencas lecheras ha provocado una mayor necesidad de comprar alimentos concentrados complementarios.

Según CEPEA, el índice de costos de producción acumula un máximo de 9,1% en los primeros cinco meses de 2021. La reciente caída del dólar frente al real puede traer un alivio en los costos de los alimentos, lo que puede ayudar al productor a mantener la producción en una leve tasa de crecimiento, a pesar del clima seco.

En cuanto a la demanda de lácteos y alimentos en general, una mayor reanudación de la actividad económica en 2021 debería ayudar a mejorar el escenario de consumo en la segunda mitad del año. Después de la segunda ola de la pandemia muy grave en el primer trimestre de 2021, las proyecciones económicas apuntaban a un crecimiento del PIB de solo el 3,5%, pero los datos de actividad económica y las ventas minoristas han sorprendido positivamente a partir de abril.

Como resultado, las previsiones del mercado se han revisado al 5% o más para el PIB en las últimas semanas y el dólar está más débil. Si bien existe un efecto estadístico por el bajo nivel de comparación en 2020, la aceleración de la actividad económica aumenta la expectativa de un consumo de alimentos más robusto. La ayuda de emergencia probablemente se extenderá por otros tres meses, hasta noviembre, lo que también debería ayudar a sostener el consumo, especialmente si la curva de inflación comienza a mostrar signos de normalización en el segundo semestre, como se esperaba.

La caída del dólar y el enfriamiento de los precios internacionales de los lácteos deberían limitar las nuevas exportaciones de Brasil, pero podrían abrir oportunidades para importaciones adicionales del Mercosur en la segunda mitad del año.

Sin embargo, el escenario de altos precios al productor debería continuar con una demanda más robusta por delante.

Puntos de atención

  • El avance de la vacunación en Brasil debe ayudar a la recuperación económica en el segundo semestre, con mayor actividad en los canales de servicio de alimentos.
  • El clima seco debería continuar afectando los márgenes de los productores en el segundo semestre.

Buenos Aires, 22 de junio de 2021

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2021 Todos los derechos reservados