Noticias


En Córdoba, el valor bruto de la producción de maíz cerca de la sojera

En Córdoba, el valor bruto de la producción de maíz cerca de la sojera

En Córdoba, se cosecharían 7,9 millones de hectáreas en la campaña 2021/22, lo cual podría generar una producción de 42,4 millones de toneladas de granos si se consideran rendimientos promedios de cada cultivo, según informó el Departamento de Economía de la Bolsa de Cereales de Córdoba.

El valor bruto de la producción se estima en u$s 12.966 millones, 6% por debajo de la campaña previa, y la diferencia entre el aporte de la soja y el del maíz se reduce al mínimo de los últimos años.

Por otro lado, el ingreso bruto de la producción se espera en u$s 10.552 millones.

La campaña agrícola implicaría una inversión de u$s 3.297 millones por parte de los productores y un gasto potencial de u$s 1.248 millones en concepto de fletes. Adicionalmente, la producción agrícola y su comercialización generarían $ 26.066 millones en términos de ingresos fiscales para la provincia.

Aporte Económico

En este apartado se muestran los resultados sobre el cálculo del dinero que se volcaría en la provincia de Córdoba en concepto de costos directos (insumos para el cultivo, costos de siembra y cosecha), fletes e impuestos.

Considerando los cultivos analizados, cubrir los costos directos implicaría una inversión de u$s 3.297 millones, 33% más que en la campaña previa, debido al incremento en los precios de los fertilizantes y agroquímicos. De este total, u$s 1.518 millones pertenecerían al maíz, u$s 1.385 millones a la soja, u$s 353 millones al trigo y u$s 41 millones al sorgo.

Informe completo

Tras una primera estimación sobre la intención de siembra de los cultivos estivales para la campaña 2021/22, resulta interesante analizar el impacto económico que tendrá la misma en la provincia. La actividad agraria tracciona la economía regional a un nivel muy importante, desde el momento en que el productor decide invertir en insumos como semillas, insecticidas o asesoramiento técnico, hasta el momento de la cosecha, cuando la producción se debe movilizar a destino, dando empleo a cientos de conductores de camión. También se deben poner a punto las máquinas para la siembra y la cosecha o contratar este servicio, pagar a los empleados, evaluar la calidad de los granos y darles un tratamiento. En fin, es el primer engranaje de uno de los principales generadores de ingresos, divisas y empleos del país.

Para la campaña 2021/22, la superficie cosechable de trigo se espera cercana a 1,1 millón de hectáreas, mientras que el área sembrada de los cultivos estivales se estima en 7,3 millones de hectáreas. Bajo estos parámetros, y considerando el promedio de las últimas tres campañas para los cultivos, la producción cordobesa podría alcanzar 42,4 millones de toneladas, un 3% por encima del ciclo previo y podría constituirse como el mayor valor en la historia. Para el trigo se utiliza una estimación del rendimiento en base a la información provista por los colaboradores de la BCCBA.

Respecto a la implicancia económica de la campaña 2021/22 para la provincia, comenzaremos analizando el valor bruto de la producción. El mismo se entiende como la cantidad de divisas que se podrían generar si toda la producción se exportara tan pronto se cosecha. Considerando todos los cultivos mencionados, la producción agrícola provincial equivaldría a USD 12.996 millones, 6% por debajo de la campaña anterior. Si bien la producción se estima que será mayor a la de un año atrás los precios a cosecha se esperan que sean más bajos para la mayoría de los cultivos. De todas formas, el valor bruto de la producción sería 35% mayor al promedio histórico.

Respecto al ingreso bruto de la producción, que mide la retribución a los agentes que participan del proceso productivo descontando los derechos de exportación y los gastos portuarios, se espera un potencial de USD 9.789 millones, 103 millones de dólares por encima del valor alcanzado en el ciclo 2020/21 y el más alto de la historia.

El mayor aporte en el valor bruto de la producción de Córdoba provendría de la soja, con USD 6.122 millones, 18% menor al de la campaña previa pero 12% por encima del promedio de las ultimas 10 campañas. En orden de importancia le sigue el maíz, con un aporte estimado de USD 5.642 millones, reflejando una caída del 1% respecto a la campaña anterior, pero ubicándose 102% por encima del promedio de los últimos 10 años. Por su parte, el valor bruto de la producción de trigo sería 122% mayor al del año previo y 55% mayor al promedio de las últimas 10 campañas debido tanto a la recuperación de la producción como al elevado precio de exportación (USD 299/tn). Respecto al sorgo, se observa que el ingreso potencial de divisas alcanzaría los USD 190 millones, USD 15 millones más que la campaña pasada.

Valor bruto de la producción de Córdoba 2021-22

La provincia de Córdoba se ha destacado por el rápido crecimiento en la producción de maíz y su agregado de valor en los últimos años, lo cual se evidencia al observar la diferencia en el valor bruto de la producción entre la soja y el maíz. En las campañas 2013/14 y 2015/16 la diferencia a favor de la soja fue la más elevada de la historia, y cercana a los USD 4.300 millones. Sin embargo, si bien la diferencia siempre estuvo del lado de la oleaginosa, a partir del 2016 comenzó a descender la brecha entre ambos cultivos.

Se dio una mejora relativa en el precio interno del maíz respecto a la soja, lo que incentivó un incremento en el área sembrada con el cereal. Actualmente, se espera la menor diferencia de la historia, ubicándose en USD 480 millones, 82% menor al promedio.

Respecto al ingreso bruto de la producción, se observa que el maíz sería el mayor aportante, con USD 4.615 millones a contribuir, lo que implica un aumento del 2% respecto a la campaña previa y 107% superior al promedio de las ultimas 10 campañas. De este monto, 77% provendría del maíz tardío.

El segundo mayor aportante sería la soja, con un monto estimado en USD 4.212 millones, 9% menos que la campaña previa, pero 21% por encima del promedio de las últimas 10 campañas. El hecho de que el maíz tenga un mayor ingreso bruto de la producción que la soja obedece a que la estructura de derechos de exportación vigente (12% para maíz y 33% para la soja) favorece a los precios internos del cereal en detrimento de los de la oleaginosa.

En lo que respecta al trigo, éste generaría USD 822 millones, 101% más que el año precedente y 67% mayor respecto al promedio de las ultimas 10 campañas. Finalmente, la retribución potencial proveniente del sorgo asciende a USD 141 millones, USD 13 millones más que la campaña pasada.

Buenos Aires, 16 de diciembre de 2021

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2022 Todos los derechos reservados