Noticias


En julio ’22, el consumo de carne vacuna volvió a caer a 46,9 kilos per capita

En julio ’22, el consumo de carne vacuna volvió a caer a 46,9 kilos per capita

Al cerrar julio ’22, el consumo de carne vacuna cayó a 46,9 kilos por habitante en el promedio de los últimos doce meses, el nivel más bajo en los últimos cien años; según el último informe elaborado por la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes (CICCRA). Este porcentaje registró una baja del 0,3% conta igual mes del 2021 y cayó un 9% respecto julio de 2019.

También exhibió una caída del 32% si se lo compara con el mismo período de 2009, el valor más alto registrado en los últimos 18 años.

Según el informe de CICCRA publicado a mediados de agosto, la industria frigorífica vacuna faenó un total de 1,1 millones de cabezas en julio de 2022. Al comparar con julio de 2021 la faena mostró una recuperación de 4,9%. Asimismo, se observó una menor participación de las hembras en la faena total, que quedó ubicada en el límite superior del intervalo consistente con el sostenimiento de las existencias vacunas (45,1%).

La recuperación de la faena de vacas hizo que la participación de las hembras en la faena total llegara a 45,1% en julio pasado, ubicándose 1,2 puntos porcentuales por encima de julio de 2021. Pero, en julio la proporción de hembras faenadas descendió sensiblemente con respecto a los picos observados en el trimestre abril-junio.

En enero-julio de 2022 la industria frigorífica vacuna faenó un total de 7,594 millones de cabezas. En términos interanuales se observó una recuperación de 2,3%.

La distribución geográfica de la faena mostró una mayor concentración en la provincia de Buenos Aires, al comparar los datos de enero-julio de 2021 y 2022. El total faenado en Buenos Aires fue de 3,99 millones de cabezas en siete meses, es decir 4,8% mayor en términos interanuales. Su participación fue de 52,6%, 1,1 puntos mayor a la de
enero-julio de 2021.

La apertura de la faena por frigoríficos continúa exhibiendo una altísima atomización.  En enero-julio de 2022 Swift Argentina fue el que más cabezas faenó (2501, mil), lo que representó apenas 3,3% del total. Las primeras quince plantas concentraron sólo 25,3% de la faena total, debiendo considerarse las primeras cuarenta y un plantas para cubrir la mitad de la faena. En julio de 2022 se produjeron 261 mil toneladas res con hueso (tn r/c/h).

Al considerar el período enero-julio de 2022 la producción de carne vacuna totalizó 1,758 millones de tn r/c/h, superando en 3,8% el total de los primeros siete meses de 2021. En enero-julio del corriente año se produjeron 1,758 millones de tn r/c/h de carne vacuna, es decir 3,8% más que en enero-julio del año pasado.

Estimando que en los primeros siete meses de 2022 se exportaron 504,7 mil tn r/c/h de carne vacuna, lo que implica un volumen 7,4% superior en términos interanuales, la absorción del mercado interno habría sido equivalente a 1,253 millones de tn r/c/h de carne vacuna, superando a la del año pasado en 2,3% (+28,7 mil tn r/c/h).

En julio de 2022 el promedio móvil de doce meses del consumo de carne vacuna por habitante fue equivalente a 46,9 kg/año, guarismo que resultó 0,3% inferior al de doce meses atrás (-0,1 kg/hab/año) y 9,1% menor al de julio de 2019.

En el contexto de mayor incertidumbre política y económica que dominó al séptimo mes del año, el nivel general del IPC-GBA que elabora el INDEC aumentó 7,4% mensual y se ubicó 71,8% por encima del nivel correspondiente a julio de 2021. La tasa de variación interanual del IPC continuó siendo la más alta de los últimos treinta años.

En julio los precios de cortes vacunos como el asado, el cuadril y la nalga experimentaron leves bajas con relación a junio. En tanto, los valores de la paleta y de la carne picada común siguieron aumentando, aunque a una velocidad muy baja. Esto vino a reforzar la fuerte desaceleración del ritmo de incremento mensual que se había registrado en junio, que se vio favorecido la leve retracción que tuvo el valor de la hacienda en pie en los últimos tres meses. No fue así en el caso de las hamburguesas congeladas, cuyo precio continuó aumentando a una velocidad alta, si bien en esta oportunidad de un solo dígito mensual. Y en el caso del pollo, el precio aumentó también de manera más moderada.

Buenos Aires, 17 de agosto de 2022

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2022 Todos los derechos reservados