Noticias


Especialistas indicaron que eliminar retenciones devolvería al sector lácteo a la senda de crecimiento

Especialistas indicaron que eliminar retenciones devolvería al sector lácteo a la senda de crecimiento

La consultora Z + M aseguraron que la situación del sector lechero «está frenado, o al menos a media máquina», motivo por el cual la eliminación de los derechos de exportación permitiría retomar «un camino de crecimiento» para la actividad de producir leche.

En su informe correspondiente a abril ’22, elaborado por Teo Zorraquín y Alejandro Meneses, consignó que «las exportaciones siguen activas, con un mercado internacional pagando más de u$s 4.000 la tonelada de leche en polvo, una buena oportunidad que aparece para el negocio y para la generación de divisas».

«El precio de la leche aceleró la suba un 7,2% en el mes, con un precio Siglea de marzo que fue de 40,42 $/litro (561,17 $/kilo de sólido). En un año aumentó casi un 55%, en línea con la inflación pero muy por debajo del aumento de costos (sobre todo los costos de alimentación)», señaló en su informe mensual.

«En abril se espera otro aumento de precio que aliviaría un poco lo estrecho de la rentabilidad actual. La producción acumulada de litros a nivel país subió un 1,6% en el período enero-marzo versus mismo período del año anterior, según datos del OCLA; lo que podría llevar la producción anual cerca de los 11.000 millones de litros», se expresó.

La consultora Z + M manifestó que «la cantidad de tambos tiende a decrecer levemente, aunque se mantenga el stock de vacas en ordeñe» y manifestó que «los caminos rurales descuidados generan pérdida de competitividad y dificultades para sacar la leche, con poco compromiso provincial y municipal para corregirlo».

«La lechería -se indicó-, como solemos repetir, es una actividad que puede generar empleo de calidad, requiere inversión permanente y cuenta con muchos conocimientos y talentos en el sector».

También consignó que «eliminar el 9% de impuesto a las exportaciones y cualquier restricción en el mercado interno permitiría recorrer un camino de crecimiento que hoy está frenado, o al menos a media máquina».

NEGOCIO GANADERO

Más allá de la volatilidad natural, los precios de los terneros siguen firmes y en suba, alcanzando valores de 400 $/kilo y demandados. Con un novillo gordo en el orden de los 300 $/kilo que también aparece demandado por la industria.

Consumo interno en los 45 kilos/habitante por año y sin repuntar, con precios al mostrador que suben al ritmo de la inflación.

Con exportaciones con menores restricciones (menores, no nulas) que sostienen el 25% del mercado. Mercado de vacas a China muy activo y con valores al productor en el orden de los 200 $/kilo.

La actividad cría mostrando valores de preñeces a nivel país por debajo de lo esperado, resultado de un verano seco y con mala base forrajera en muchas regiones. Invernada intensiva aún con márgenes económicos difíciles por los altos costos y una relación flaco/gordo poco atractiva.

Esto hace que haya subocupación en los feed lots, lo que puede llevar a disminuir la oferta futura de gordo. Stock de cabezas a nivel nacional con leve reducción del 1%, mostrando el poco estímulo a que esta actividad siga creciendo.

El negocio potencial ganadero está vivo, con muchas empresas manejando con eficiencia sus rodeos, pero adaptando su planteo a las expectativas actuales.

Buenos Aires, 26 de abril de 2022

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2022 Todos los derechos reservados