Noticias


Productores tamberos en Estados Unidos toman medidas ante el aumento en alimentos

Productores tamberos en Estados Unidos toman medidas ante el aumento en alimentos

La situación de los precios de los concentrados en Estados Unidos, atado a la suba que experimentaron los alimentos para el ganado vacuno, fue un tema que tuvo en cuenta el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina (OCLA). Allí sus especialistas presentaron los consideraciones publicadas por el portal Dairy Business News.

Según se consignó, algunos productores lecheros están parcialmente protegidos de los mayores gastos de alimentación a través de una combinación de inventarios, contratos y producción agrícola. Muchos han sido golpeados por los bajos valores de la leche, otros por tener que tirar leche, y ahora están siendo golpeados por inmensas facturas de alimentos. Están tambaleándose.

Aunque los valores de los granos retrocedieron esta semana, siguen siendo históricamente altos. Los productores de leche están pagando más por alimentar a sus vacas de lo que lo han hecho en años, y es probable que no vean mucho alivio hasta que se asegure una cosecha abundante. Incluso entonces, es probable que la harina de soja siga siendo cara.

Los concentrados caros y los asombrosos costos de construcción probablemente estén suprimiendo el apetito de los productores lácteos por construir nuevas instalaciones, pero no hay evidencia de que estén reduciendo la producción por el momento. Los productores de leche todavía estaban agregando vacas a un ritmo rápido a principios de esta primavera. En marzo, el rodeo de vacas lecheras alcanzó un máximo de 25 años.

Los volúmenes de sacrificio se mantienen muy por debajo del ritmo establecido en 2019 y 2020, cuando el rebaño era notablemente más pequeño de lo que es hoy.

Los aumentos de la leche probablemente han mitigado el impacto de los exorbitantes costos de alimentación para los productores de lácteos que obtienen la mayor parte de sus ingresos de la Clase III. Y algunos productores de lácteos están al menos parcialmente protegidos de los mayores gastos de alimentación a través de una combinación de inventarios, contratos y producción agrícola.

«Afortunadamente, los valores de Clase IV están aumentando. La mayoría de los contratos agregaron entre 25 y 45ȼ esta semana. Los futuros de la segunda mitad obtuvieron máximos de vida de contrato y ahora se proyecta que promedien $ 17,84 por quintal (45,359 kgs., US$ 0,40/litro de leche), mucho más alto que en los últimos seis meses de 2020, cuando los contratos de Clase IV promediaron un lamentable $ 13,21. Los futuros de clase III subieron a principios de semana y luego retrocedieron. Pero aún así ganaron terreno. La mayoría de los contratos de futuros de Clase III cerraron entre un 15% y un 45% más que el viernes pasado. Los contratos de junio a noviembre se ubican por encima de los $ 19,00», según se indicó.

Buenos Aires, 19 de mayo de 2021

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2021 Todos los derechos reservados