Noticias


San Silvestre: un tambo robotizado con alta productividad y eficiencia

San Silvestre: un tambo robotizado con alta productividad y eficiencia

El establecimiento San Silvestre, ubicado en la localidad bonaerense de Trenque Lauqen, es propiedad de Carlos Turchi, se sincera al indicar que hablar con otros tamberos resulta enriquecedor: “nosotros estamos trabajando en un sistema del cual sabemos poco, entonces escuchar la opinión de un colega que tiene una visión diferente te ayuda a tomar una decisión que a lo mejor tomaste mal o no tomaste”.

En una visita organizada por Mastellone (La Serenísima), Turchi recibió a varios medios periodísticos en su tambo San Silvestre, entre los que estaba Infortambo

Repago de la inversión

«La gente se plantea mucho sobre el monto de la inversión -aseguró- y en cuando se paga un proyecto como este, el negocio de la leche es muy variable, hay momentos en que al productor le va muy bien y otros muy mal por lo que se genera la duda de cuando hacer la inversión, esto está muy bueno hablarlo y analizarlo, se presentó, compartió y discutió entre los productores el análisis de repago de la inversión, si se van a cobrar 26 centavos de dólar la inversión se paga en unos seis años aproximadamente si se mantienen las condiciones, pero por ejemplo en una época de clima seco como el que se está viviendo es un imponderable y eso se puede extender el repago, pero esto pasa en todas las actividades. Se sabe que la duración de los robots es de 25 años, lo que ya te da una cierta tranquilidad, el galpón es algo similar o un poco más por lo que de este punto de vista no hay preocupaciones».

Sistema productivo elegido y su futuro

La empresa -que actúa como remiente de La Serenísima- actualmente ordeña 123 vacas en el tambo robotizado, 846 en el tambo convencional, trabajan 16 personas, se están produciendo unos 36.000 litros de leche en total, con una producción estimada de 40 Litros en el tambo robotizado y 30 en el convencional, estas producciones se vienen manteniendo desde que iniciaron, con un nivel de alimentación muy similar, un poco más cara en el tambo robotizado, la empresa además del tambo también hace algo de agricultura.

Inicialmente la disyuntiva más grande que se les presentó era sobre el sistema que iban a adoptar, veían que dándole de comer a las vacas en una ensenada que esta al aire libre, expuesta a lluvias, barro, etc, sentía que dándole una buena alimentación la vaca no lo aprovechaba ya que estaba en circunstancia que no le era muy agradable, pensando en qué camino tomar era o volver al tambo pastoril que en algún momento tuvo, con escasa suplementación, que hay productores que son muy eficientes con ese sistema, o seguir con las vacas encerradas pero en este caso de otra manera, la decisión fue la de encerrar las vacas pero con comodidad.

Cuentan ahora con una nave y trabajan en el armado de la s

egunda, el proyecto incluye 3 galpones, 10 robots para unas 600 vacas en ordeñe, Carlos cree que esta es la etapa que ellos como los grandes de la familia quieren culminar, y luego focalizarse en otros proyectos complementarios como el del aprovechamiento de los techos para el recupero de agua de lluvia para destinarla a la hacienda, así como trabajar en los efluentes, que son pocos pero hay, con esto completarían esta etapa. Estos son los planes de los dos socios de la empresa, ambos tomaran la decisión conjuntamente, luego verán que deciden sus hijos ya que en algún momento deberán ir pasando la posta.

Demanda de materia prima

Carlos Turchi ve «muy positivo el acercamiento de la industria al productor, que vengan al tambo a ver como se trabaja y hablar cara a cara siempre es muy positivo, hoy hacer inversiones como estas es muy difícil y se necesita financiamiento, la industria tiene que actuar como nexo, tiene que tener llegada y acceso a sistemas crediticios para que el productor tenga financiamiento. La industria necesita más leche, y eso se puede lograr intensificando los sistemas sin tener más cantidad de vacas, generar más vacas es difícil, el camino más fácil es darle mejores condiciones para que produzcan más».

Buenos Aires, 25 de noviembre de 2019

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2020 Todos los derechos reservados