Noticias


La dueña de La Serenísima logra reducir sus pérdidas

La dueña de La Serenísima logra reducir sus pérdidas

La láctea perdió $600 millones en lo que va del año, contra $1.440 millones de igual período del 2020, a partir de mejoras en sus precios y mayores ventas, tal como publicó el portal El Cronista.

En una nota publicada por Andrés Sanguinetti, la principal productora láctea de la Argentina sigue reordenando sus finanzas, luego de haber atravesado varios períodos de incertidumbre financiera y millonarias pérdidas que la llevaron, incluso, a estar al borde del default.

Se trata de Mastellone Hnos., que en los primeros seis meses de este año redujo fuertemente su rojo al presentar un balance negativo de $607 millones contra los $1.440 millones que perdió en igual período del año pasado.

La cifra también es menor a los $828 millones que perdió en el primer trimestre debido, fundamentalmente, a la imposibilidad de recuperar vía los precios de venta de sus productos todos los aumentos de costos registrados durante el período.

En ese momento, la dueña de La Serenísima también logró reducir en un 44% su resultado negativo con respecto a los $1.470 millones que había perdido entre enero y marzo del 2020 cuando su rojo anual superó los $2.287 millones.

Ese año, los problemas de Mastellone se fueron acumulando debido al congelamiento de precios ya que el 80% de sus productos se encontraban bajo alguno de los regímenes oficiales de precios controlados.

En ese sentido, y si bien durante los primeros seis meses del 2021 logró achicar de manera importante sus pérdidas, la empresa todavía sigue padeciendo el arrastre de los cepos y de un aumento sostenido de sus costos, particularmente en lo referido a la materia prima láctea.

En el sector, agregan que Mastellone no recibió ni en el 2020 ni en lo que va de 2021 ningún tipo de asistencia económica o impositiva, por parte del Estado, ya sea mediante aportes de ATP, Repro o de algún otro plan oficial.

De hecho, recuerdan que desde el 2018 no logra salir del rojo, afectada no sólo por el congelamiento de precios, sino también por la caída del consumo y las medidas sanitarias contra el coronavirus que la causaron un impacto negativo en su performance de negocios.

El año pasado, sus estados financieros del período reflejaron pérdidas por algo más de $2.287 millones, contra un rojo de $68 millones que registró en el 2019.

En ambos casos, el directorio de la compañía responsabilizó a las medidas sanitarias tomadas para combatir el coronavirus que tuvieron una clara incidencia en el comportamiento económico-financiero sobre la actividad y sobre sus resultados.

Entre las principales medidas negativas que fueron afectando las operaciones de Mastellone se encuentran la Resolución 100 de la Secretaría de Comercio Interior, dependiente del Ministerio de Desarrollo Productivo de la Nación, que estableció la creación del programa de «Precios Máximos», retrotrayendo los precios de venta de los productos a los vigentes al 6 de marzo de 2020.

Ese plan fue discontinuado recién en mayo pasado para ser reemplazado por un nuevo programa bautizado como «Súper Cerca», que crea una canasta de 120 artículos a precios congelados por lo menos hasta fin de año.

De hecho, en uno de sus reportes publicados en la Comisión Nacional de Valores (CNV), la compañía advertía sobre esta situación. «Todo nuestro portfolio de productos comercializados en el mercado doméstico estuvo afectado por esta resolución, con el consecuente impacto en los números de la compañía», acusaban en ese momento.

Buenos Aires, 11 de agosto de 2021

Compartir:

https://www.infortambo.com/ - ®2021 Todos los derechos reservados